Cerrar
todos artículos 16. abril 2020

10 consejos para una vida sostenible en casa (también después de la pandemia)

Para la mayoría de nosotros, nuestra casa es EL lugar principal de nuestra vida cotidiana. 

Incluso en esta situación de confinamiento puede parecer que la restricción de nuestra libertad y  la reducción de nuestras posibilidades son lo que precisamente nos puede llevar a comenzar algo nuevo. 

Centrándonos en nuestras cuatro paredes, tenemos un punto de partida concreto para darle a nuestra vida cotidiana una nueva dirección. 

Creemos que este tiempo en casa con todas sus limitaciones es una buena oportunidad para reflexionar sobre nuestras costumbres y comenzar una vida más consciente y sostenible en nuestros hogares. 

Para ello te vamos a ayudar con estos 10 consejos.

¡Allá vamos!

1) En un viaje de investigación a través de tus cuatro paredes

Ya que los viajes por el mundo se han cancelado, embárcate en un recorrido de descubrimiento sostenible a través del pequeño y fascinante mundo de tu hogar. Pasea de una habitación a otra como si fueras un explorador y pregúntate a ti mismo: ¿Cómo puedo hacer que esta habitación y mi comportamiento en ella sean más sostenibles? 

¡Observa atentamente! ¿Qué cosas encuentras? ¿de qué están hechas, cómo las usas y para qué las utilizas? ¿Qué propósito tiene la habitación y cómo te comportas en ella?

Hay que cuestionar todo y no dar nada por sentado. ¡Mira tus cuatro paredes con otros ojos!

2) Ahorra energía y cámbiate a la energía renovable

Si ahora recorres tus habitaciones con un ojo crítico, presta especial atención a tu consumo de energía. 

¿Qué dispositivos, por ejemplo, están conectados permanentemente a la red eléctrica, aunque solo los uses en determinados momentos? ¿Por qué no apagar el router del WiFi por la noche cuando nos vamos a dormir?

Por supuesto, también está la cuestión de cómo de ecológica es la electricidad que estáis consumiendo. Tal vez ahora sea un buen momento para cambiar de compañía eléctrica a un proveedor de energía renovable. También puedes plantearte incluso producir tu propia electricidad

3) Organiza tu propia economía de manera sostenible

¿Te has preguntado alguna vez cómo de sostenible es tu banco? ¿Se realizan allí las transacciones monetarias de acuerdo con los estándares éticos y ecológicos?

Hay muy pocos bancos realmente sostenibles en Alemania. Aquí puedes encontrar una visión general. 

Las inversiones sostenibles siguen siendo escasas, pero están claramente en tendencia, incluso ahora en tiempos de crisis. Si quieres obtener más información sobre cómo invertir tu dinero en inversiones ecológicas y qué debes tener en cuenta, te recomendamos nuestro artículo sobre inversiones sostenibles que encontrarás en nuestro blog. 

4) Empieza un estilo de vida con cero residuos

Sé honesto: ¿qué cantidad de residuos generas? ¿a qué distancia estás de conseguir cero residuos? Compra de manera más consciente y evita envases innecesarios (de plástico) si es posible, ya que esta tendencia ya ha llegado a los supermercados.

Las compras sin envases en una tienda que no utilice este tipo de embalaje funcionan mucho mejor. Allí puedes comprar comestibles, especialmente alimentos básicos como harina, azúcar, pasta, arroz o frutos secos, y artículos de farmacia sin embalaje. Podrás ver que el estilo de vida sin residuos se sigue expandiendo con ejemplos como las tiendas sin envases que ahora se pueden encontrar en muchas ciudades y regiones de Alemania. 

También puedes ahorrar residuos en la cocina. Si la comida está pasada de fecha de caducidad o si las frutas y las verduras ya no están tan frescas, terminan tarde o temprano en la basura. Sin embargo, todavía se pueden utilizar. Un buen blog al respecto es Organicus.  

5) Compra online con conciencia

Pedir algo en Internet es solo cuestión de unos pocos clics. Sinceramente, ¿quién no ha resistido la tentación de pulsar espontáneamente el botón de “comprar ahora” para cumplir el deseo de tener algo en tus manos al día siguiente si es posible?

Con todo el embalaje y el esfuerzo logístico, las compras online no son muy sostenibles. La próxima vez, antes de pulsar sobre el botón de compra, pregúntate a ti mismo: ¿realmente necesitas lo que quieres comprar? ¿El proveedor realiza envíos de menara sostenible y con poco embalaje? 

Un poco más de atención al comprar por internet a veces nos ha salvado de malas experiencias como “quiero tenerlo, aunque no lo necesito” 😉

6) Repara en lugar de desechar

En lugar de tirar las cosas rotas y, sobre todo, los aparatos, también puedes considerar si puedes repararlos. 

En internet encontrarás videos tutoriales sobre cómo reparar una amplia variedad de cosas, desde un agujero en un calcetín hasta el reemplazo de la batería de un vehículo. Ahora hay servicios online para ofrecer kits de reparación para teléfonos móviles u otros dispositivos, y también hay locutorios donde reparan teléfonos móviles en más y más ciudades. 

Incluso antes de comprar nuevos dispositivos, merece la pena prestar atención a si las piezas de repuesto son fáciles de obtener, si pueden repararse cuando se dé el caso y cómo usarlas para que duren mucho. 

7) Utiliza un motor de búsqueda sostenible

Claro, si estás buscando una solución para reparar algo o buscar dónde puedes encontrar una tienda sin envases cerca de ti, es algo muy común hoy en día introducir la pregunta en un buscador. Pero cada consulta de búsqueda provoca emisiones de CO2. 

Por suerte existen buscadores como Ecosia que no solo producen la electricidad para sus servidores utilizando energías renovables, sino que también usan parte de sus ganancias para plantar árboles que consumen CO2. ¡Nos parece una gran idea!

8) Hazlo más analógico

Algunos de vosotros aún podéis recordar el tiempo anterior a la era “Internet”, cuando nuestra vida cotidiana todavía era análoga. ¡También nos divertíamos y nos entreteníamos!

Por eso en lugar de utilizar aplicaciones con tus juegos favoritos o pasar horas en Facebook o Instagram, busca en el sótano la caja con los juegos de mesa y las cartas. También puedes construir la casa de tus sueños con Lego, incluidas las turbinas solares y eólicas, o aprender a dibujar. Incluso puedes ser creativo y hacer tu propia revista con solo una hoja de papel.

9) Limpia con remedios caseros naturales

Aquellas áreas que se usan más a menudo, de vez en cuando tienen que ser limpiadas con un paño húmedo. Ya puedes empezar tu limpieza de primavera. Pero antes de comprar productos especiales desinfectantes, los detergentes y productos de limpieza normales también ayudan contra el Coronavirus y son mucho más ecológicos. 

Tu limpieza esta primavera será particularmente sostenible y ecológica si confías en los viejos remedios de la abuela.

Una empresa emprendedora de Leipzig te lo pone muy fácil. Con la “caja limpia” obtienes un kit casero con el que puedes hacer fácilmente tus propios productos de limpieza. 

10) Aprende cosas nuevas sobre sostenibilidad

Si se profundiza en el tema de la “sostenibilidad” y vida sostenible, notarás rápidamente en cuántas facetas diferentes hay que pensar. 

Por lo tanto, vale la pena mantenerse actualizado y obtener información e inspiración de muchos rincones y perspectivas. 

Para comenzar, encontrarás una lista de nuestros blogs y podcasts de sostenibilidad favoritos aquí.

¡Es tu turno!

Esperamos que nuestros 10 consejos te hayan motivado para comenzar una vida más sostenible desde tu casa.¡Esperamos que lo disfrutes!

Get the latest news on sustainable architecture and our projects.

and don’t worry – we won’t spam you and we value your privacy. Read our privacy policy here.

nächster Artikel
Größe 
L
M
S
Lage 
Mallorca
Deutschland
Norwegen
Preis 
5
7
9
10


Urbanización privada 24 horas en el mejor ambiente, servicio de seguridad localizado, 3 pistas de golf, a 10 minutos en coche del casco antiguo, a 15 minutos del aeropuerto de Palma, colegios internacionales.